Siembra tus propias hierbas y úsalas en la cocina

Siembra tus propias hierbas y úsalas en la cocina

Te contamos cómo crear una huerta aromática en tu hogar. No necesitas de un jardín ni espacios grandes.

Existen hierbas con un olor y sabor maravilloso que le darán un toque especial a tus comidas, así que para evitar que salgas a comprarlas cada vez que las necesites, puedes sembrarlas en casa y así las tendrás siempre a tu disposición. 

Las hierbas aromáticas más utilizadas en la cocina son la albahaca, menta, el delicioso orégano, el romero, perejil, entre otras; todas ellas son de fácil sembrado así que manos a la obra. 

Cómo tener una huerta aromática

• Macetas de cualquier tamaño, sin embargo, se recomiendan las rectangulares y alargadas, puesto que puedes sembrar mayor cantidad

• Pala de mano para cavar los huecos

• Guantes de jardinería 

• Un poco de abono

Es tan fácil, que con tener estos simples instrumentos ya puedes ponerte en marcha, sin embargo, debes tomar en cuenta que algunas de las hierbas mencionadas requieren más sol y otras pueden estar en ambientes húmedos. 

Por ejemplo: en cuanto a la albahaca, puedes poner la maceta en una zona soleada sin problema, pero debes estar atento para cuando aparezcan las primeras flores, ya que debes cortarlas, para que proliferen las hojitas. 

Si deseas sembrar menta, su olor se apoderará de tu huerta, y te será de gran ayuda en preparaciones dulces. Es preferible que la pongas en materos que tengan doble borde, pues puede llegar a esparcirse por todo el jardín convirtiéndose en una mala hierba. 

Todas estas plantas son fuente de vitaminas, se darán sin ningún problema en tu huerta. Recuerda que no debes regar las hojas o flores porque se marchitarán más fácilmente, sino echar el agua directamente sobre el abono y será absorbida desde la raíz. 

Te recomiendo que si tienes algún problema gástrico investigues sobre las propiedades de algunas plantas que te ayudarán a mejorar tu salud de forma natural.

Déje un comentario

Estás comentando como invitado.